PATRIMONIO CULTURAL LATINO (2018-2019)

INFORMACIÓN SOBRE HISPANOAMÉRICA: CULTURA, HISTORIA, RECURSOS, TURISMO, CIUDADES Y NOTICIAS

Todo sobre Argentina y los Argentinos:

ıllı Grito de Alcorta wiki: info, historia y vídeos


La información contenida en esta web debe ser considerada como información general, de carácter formativo, educativo o divulgativo, y no puede ser utilizada o interpretada como consejo o diagnótico médico, psicológico o de ningún otro tipo. Es posible que algunos datos mostrados no esten actualizados. Por ello, en caso de duda lo recomentable es consultar a un experto cualificado.


 


 



salud  Grito de Alcorta 


Con el desarrollo del tren mediante la Generación del '80 (dieciocho), se comenzó a sembrar trigo, el sobrante del que era exportado a Europa. Para poblar el país argentino se incorporó una política activatrabajadora del inmigrante europeo hizo que la tierra generara considerablemente más, transformando a la Argentina en el «granero del mundo». Al continuar la propiedad de la tierra a cargo de pocos, se ahondó la brecha económica entre los terratenientes, afín a la de las clases altas europeas, y los inmigrantes que trabajaban las tierras.


La estructura social del campo en el instante en que se desata la rebelión, estaba integrada por terratenientes, inquilinos y subarrendatarios. Estos últimos se hallaban sometidos a los terratenientes mediante contratos que establecían, entre otras muchas cosas, rentas inestimables y la obligación de adquirir herramientas y también insumos a quien el terrateniente mandare, y también imponían al colono las responsabilidades de una mala cosecha. Se llegó a un punto en que, por mucho que el colono trabajara de sol a sol y por buena que fuera la cosecha, al final de esta no le quedaba ni lo más elemental para sobrevivir. El estudio de Juan Bialet Massé sobre La condición de las clases trabajadoras (de mil novecientos uno), es una radiografía clara del tratamiento infrahumano que recibían los colonos.


El proceso que desembocó en el Grito de Alcorta fue muy complejo, la mayor parte de los inquilinos y medieros eran extranjeros (en ciertas zonas llegaban al ochenta por ciento ), y en el campo primaba el individualismo y la falta de confianza, lo que complicaba la organización gremial. Por su parte la Ley de Vivienda, que dejaba la deportación de extranjeros, ocasionaba mucho miedo. Pese a esto, a inicios de mil novecientos doce los chacareros organizaron sus primeras asambleas, ayudados por los sindicatos de estibadores y oficios múltiples, los Centros de Estudios Sociales dirigidos por los ácratas y los braceros («linyeras»), que tenían una enorme tradición de lucha.


El detonante del Grito de Alcorta fue la excelente cosecha de mil novecientos doce, al revisar los chacareros que después de abonar las deudas nada quedaba para ellos.


En mil novecientos doce, los chacareros inquilinos de la pampa húmeda en tanto víctimas de expoliaciones por la parte de los terratenientes y movidos por la prédica ácrata y socialista comenzaron una serie de manifestaciones, mitines y huelgas en el sur santafesino, en el nordoeste bonaerense, en el sur este de Córdoba y en la provincia de La Pampa. En todos y cada uno de los casos se trató de quejas por las condiciones malas de contratación que los vinculaban a los terratenientes.


El veinticinco de junio de mil novecientos doce se efectuó una reunión en la Sociedad Italiana de Auxilio Mutuo y también Instrucción, de la que participaron en torno a trescientos labradores. Entre manifestaciones combativas se declaró la huelga por tiempo indeterminado, hasta lograr, entre otras muchas reivindicaciones:



  1. Rebaja general de los alquileres y aparcerías.
  2. Entregar en las aparcerías el producto en parva o bien troje, como saliese.
  3. Contratos por un plazo mínimo de cuatro años.

La convocatoria había surgido de los campesinos de Alcorta, encabezados por Javier Bulzani, quienes contaban con el aval de los sacerdotes de esa localidad y de la localidad vecina de Máximo Paz, los hermanos José (cura sacerdote de Alcorta entre mil novecientos ocho y mil novecientos veinte) y Pascual Netri (cura sacerdote de Máximo Paz) y de los mercaderes de la zona. El letrado Francisco Netri, hermano menor de los sacerdotes y uno de los protagonistas, tuvo un papel señalado en la reunión y fue quien destacó que los chacareros debían «constituir su organización gremial autónoma».


A medida que se avanzó en la huelga, se fue avanzando asimismo en su organización, y tomó fuerza la idea de formar una organización central de chacareros. Fue como el quince de agosto de mil novecientos doce, en la Sociedad Italiana de Rosario, se creó la Federación Agraria Argentina.


La contestación de los terratenientes no se hizo esperar: en un acto efectuado en la localidad de Firmat fueron asesinados los líderes agrarios ácratas Francisco Mena y Eduardo Barros.


A pesar del violento activar de los terratenientes, los manifestantes fueron consiguiendo poco a poco más adhesiones. Al apoyo inicial de los ácratas y socialistas, de los sacerdotes y los pequeños mercaderes, fueron sumándose los profesionales y extensos campos populares. Frente al miedo de tener que encarar grandes pérdidas económicas, los terratenientes fueron cediendo de manera lenta y cara mediados de mil novecientos trece la enorme mayoría de los inquilinos había conseguido una esencial rebaja de los alquileres. De todas formas, la oligarquía consiguió sostener cláusulas desmesuradas en los contratos, que imponían limitaciones a la libertad de adquirir y vender.


El Grito de Alcorta, aunque no alteró substancialmente la estructura agraria, favoreció el surgimiento de organizaciones campesinas en otros lugares del país, como la Liga Agraria de Bahía Blanca y la Liga Agraria de La Pampa, las que participaron al lado de las fuerzas armadas de un congreso nacional campesino donde, aparte de los reclamos puntuales a los terratenientes y mercaderes, se reclamaron los postulados de la Revolución mexicana encabezada por Emiliano Zapata. Por vez primera en la Argentina se enarboló el principio de que «la tierra para quien la trabaja».


El movimiento en sí ha tenido éxito mas sus alcances son limitados al no cuestionar la estructura básica de la posesión de la tierra, la comercialización y el crédito.La cuestión agraria se incorporó desde entonces a la agenda política y en mil novecientos veintiuno se aprobó la primera ley de alquileres rurales, la N.º once y ciento setenta, que regula condiciones mínimas a las que deben ajustarse los contratos.






Está aquí: Inicio > [ ARGENTINA ] > ıllı Grito de Alcorta wiki: info, historia y vídeos

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas