PATRIMONIO CULTURAL LATINO (2018-2019)

INFORMACIÓN SOBRE HISPANOAMÉRICA: CULTURA, HISTORIA, RECURSOS, TURISMO, CIUDADES Y NOTICIAS

Todo sobre Argentina y los Argentinos:

ıllı Gian Franco Pagliaro wiki: info, historia y vídeos


La información contenida en esta web debe ser considerada como información general, de carácter formativo, educativo o divulgativo, y no puede ser utilizada o interpretada como consejo o diagnótico médico, psicológico o de ningún otro tipo. Es posible que algunos datos mostrados no esten actualizados. Por ello, en caso de duda lo recomentable es consultar a un experto cualificado.


 


 



salud  Gian Franco Pagliaro 


Este vocalista romántico, melódico, con tradición itálica, generó canciones muy versionadas como«Amigos míos, me enamoré»»,«Todos los barcos»,«No te vayas entonces» y«Vendrás con el mar, las uvas y el sol».«Yo te nombro»,«La balada del boludo»,«Las cosas que me distancian de ti»,«Confesiones de un ex». Ahora, una cita del autor:


Su voz de barítono, le acuñó en Colombia un enorme éxito, donde vendió más de ciento sesenta cero discos de poemas entre mil novecientos noventa y nueve y dos mil uno.


Sus últimos discos:



  • Cantautores queridos (dedicado a los cantautores que Pagliaro admira o bien aprecia: Joan Manuel Serrat, Alberto Cortez, Violeta Vid, Silvio Rodríguez, Pablo Milanés, Leonardo Favio, Sandro, Facundo Cabral y Víctor Heredia, entre otros muchos),
  • Antología italiana (disco dedicado a él mismo, a su italianidad, a su origen, a su particular forma de cantar, emotiva, cálida) y
  • La voz de los versistas (poemas de grandes poetas: Pablo Neruda, Mario Benedetti, Oliverio Girondo, Walt Whitman, Jorge Luis Borges, Jaime Sabines, Fernando Pessoa)

Fue un temprano musicalizador de José Martí, Rubén Darío, Pablo Neruda, Almafuerte, Gustavo Adolfo Bécquer, Franz TamayoFue uno de los primeros en castellano, en tocar en la canción de amor la temática existencial de los cantautores franceses y también italianos sesentistas.


“Cómo explicarte que te quiero/ si bien te hiera sin motivo/ solo por el hecho de que me va muy mal/ tan mal que en ocasiones amor mío/no tengo ganas de besarte...” (mil novecientos sesenta y ocho) o bien ”Qué absurdo es el amor /pienso al verme siempre y en todo momento acá / sin poder ir donde quiero/ con el mar cerca de mi…” (mil novecientos sesenta y ocho)


Ha cantado y honrado a los artistas que lo han influido como Jacques Brel,Georges Brassens,Charles Aznavour,Gilbert Bécaud,Georges Moustaki,Luigi Tenco,Sergio Endrigo,Gino Paoli,Claudio Baglioni,Riccardo Cocciante.


Gian Franco nació en Nápoles el veintiseis de julio de mil novecientos cuarenta y uno. Sus progenitores eran Francesco y Anna y sus hermanos Antonio, Annamaria y Sonya.A los seis años empezó con sus estudios primarios en una escuela de monjas en la localidad de Bagnoli. Sus inclinaciones artísticas empezaron a temprana edad, su habilidad en el dibujo y un oído musical lo hacieron popular en la escuela. En su familia era cosa de todos y cada uno de los días cantar arias de ópera como Ramplona, La Boheme, Cavalleria Rusticana, I Pagliacci, y canciones napolitanas como O bien sole mio o bien Torna a Surriento. Sus progenitores le tenían previsto otro futuro; deseaban que fuera arquitecto técnico por su sencillez para el dibujo. Mas Gian Franco cada vez se interesaba más por las artes.


Buscando América


Un día parten buscando otras tierras a bordo del transatlántico SS Conte Grande. Cruzó el Atlántico en dieciseis días cara América. El navío amarró en el puerto de Santos, Brasil. Allá los Pagliaro continuaron prácticamente dos años viviendo unos meses en San Paulo y el resto en la ciudad de Río de Janeiro. Más tarde viajaron a Argentina. Gian Franco Pagliaro llegó a un campo situado en Chivilcoy (Pcia. de la ciudad de Buenos Aires) -donde allá vivían unos primos del padre de Pagliaro- a los seis años. Su apellido real es Ottaviano.


Cuando Gian Franco empezó a cantar con su voz ronca y quebrada, lo hizo en italiano, su idioma natal. Al quedarse en la Argentina decidió cantar en español, contra la voluntad de su papá.


La idea de retornar a Italia proseguía latente. Había que proseguir los estudios en italiano por si las moscas... Papá Francesco entonces contrata un maestro italiano: el Maestro Ginobili, diplomado en lengua italiana, literatura latina, griega, en filosofía y en historia del arte. El encuentro con el maestro Ginobili fue esencial en la vida y en la futura carrera de Gian Franco Pagliaro.

Gian Franco al lado de Pipo Mancera.

En mil novecientos sesenta y cinco su íntimo amigo, Eduardo Costabile, le logra un contrato en un piano bar. Otro amigo y vocalista, Marty Cosens, le logra un contacto en la T.V..


En mil novecientos sesenta y siete, el cantautor italiano Luigi Tenco se suicida a lo largo del Festival de San Remo. Participaba con una canción “Ciao amore ciao”. Miguel Ángel Merellano, locutor de prestigio y un referente en la radiofonía argentina, le plantea grabar la canción que Luigi Tenco no había registrado en los estudios. En poquitas semanas, “Ciao amore ciao” en la voz de Gian Franco y cantada en italiano, se pone al máximo del ranking.En la grabadora le solicitan que prosiga grabando en italiano. Los artistas italianos estaban de tendencia y graba entonces canciones en su idioma natal de su autoría con un contenido espeso, profundo que poquísimos comprendían. “Pagliaro es un artista que nada contra la corriente. Transmite, con su particular y quebrada voz de bajo-barítono, calidez, ternura, profundidad, sinceridad con una sensibilidad exuberante. Hiere que no cante en castellano.” Comenta un cronista afamado.Mientras tanto el regreso a Italia se aplazaba. Prosiguió ciertos temas más con la “mano italiana”, y empezó a componer y grabar en español para las grandes multinacionales. “Otra vez en exactamente el mismo bar”, “Todos los navíos todos y cada uno de los pájaros”, “Vendrás con el mar las uvas y el sol” y queja duro, durísimo en toda América y es de los pocos vocalistas en castellano que se escucha en los clubes nocturnos de tendencia en la Buenos Aires de los sesenta: Mau-Mau, Intime, Club setenta y cuatro, Sunset, Lirondel, Afrika, Gong y otros... En ese tiempo cantar en español era “vulgar” y “cursi”. El Tano se salvaba por su acento extraño y su voz ronca como la mayor parte de los vocalistas italianos. Además de esto sonaba a franco, auténtico y original y con una propuesta nueva.


En mil novecientos sesenta y nueve sale en venta su primer álbum en español: “Gian Franco Pagliaro en castellano”. El disco es un éxito de crítica y de público. Pagliaro promete. Su voz cautiva. Su acento italiano vende. Tiene influencias de Hables Aznavour, Jacques Brel, Luigi Tenco, conforme los críticos, mas con un decir y un estilo propio y una personalidad que pisaba fuerte y que iba a pisar poco a poco más fuerte en el cosmos musical argentino y sudamericano.


El veintitres de febrero de mil novecientos setenta se casa con Elena Faccendini. En el mes de septiembre de mil novecientos setenta gana unánimemente de público y jurado el IV Festival Buenos Aires de la Canción, con su tema “Las cosas que me distancian de ti”. Un tema de amor y al unísono de demanda, que en la voz del venezolano Héctor Cabrera fue un hit sin precedentes en Venezuela. Un tema que hizo historia y que popularizó un género, la canción de queja. El tema cuestionaba y denunciaba la realidad social argentina, algo inadmisible para los cooperadores del gobierno militar del General Lanusse.


Combatido por cronistas y críticos obsecuentes, prohibido por las dudas en varios programas de radio y T.V., Gian Franco se presenta por año siguiente, en exactamente el mismo Festival, con una canción más provocadora: Yo te nombro. La canción, que había logrado el máximo de los votos, es descalificada en la última ronda despertando la ira de Pagliaro y del público contra el jurado y se arma un escándalo mediático tan grande que el Festival dejó de hacerse. “Un italiano que deja mal parada la imagen argentina en el mundo” - afirmaban los diarios - “qué vergüenza, qué van a pensar de nosotros con estos ejemplos”. Las críticas fueron lapidarias.


La Sociedad Argentina de Locutores amenaza con querellarlo por vileza y calumnias. Hasta mil novecientos setenta y tres – cuando anuncia que, de ahora en adelante, va a cantar solo temas de amor, promesa que cumple a medias - Pagliaro posiciona su perfil inconformista, transformándose en protagonista de un movimiento musical comprometido con las raíces, con lo político y los derechos del hombre: la nueva canción sudamericana. Asiste y canta en todos y cada festival, concierto, acontecimiento, organizado por los partidos proscriptos y organizaciones de derechos humanos.

Gian Franco con Pablo Neruda.

Con el tiempo Yo te nombro asimismo llamada Yo te nombro Libertad, se transformaría en una de las canciones más simbólicas de los setenta y la más usada por los partidos de izquierda y organizaciones revolucionarias en las páginas Web y asimismo la más cantada:


Grabada por Nacha Guevara, Sanampay, César Isella, Reincidentes, Quilapayún, Savia Nueva, Suramérica, Iris Chacón, Isabel Aldunate y otros, esta canción, por motivos jamás aclarados por absolutamente nadie y por una manifiesta ignorancia de muchos artistas y también intelectuales, es atribuida normalmente al versista francés Paul Éluard, quien, en mil novecientos cuarenta y dos, escribió un poema, Libertad, que los ingleses lanzaron sobre París ocupada por los nazis.La confusión se debe a que un cronista del diario La Opinión, muy influyente en aquellos años, Jorge Andrés, escribió en mil novecientos setenta y uno un comentario sobre el Festival y el escándalo que había provocado Gian Franco con su actitud revoltosa. Del tema Yo te nombro afirmó que tenía reminiscencias del poema Libertad, de Paul Éluard. Cuando Nacha Guevara, en ese entonces esposa del arreglador de Pagliaro, Alberto Favero, grabó la canción a lo largo de su exilio en España, hizo figurar en los créditos del disco que Yo te nombro estaba basada en un poema de Eluard. La canción dio la vuelta al planeta. En Chile la vocalista Isabel Aldunate la grabó adjudicándole la autoría de la letra a Paúl Eluard y la música a Pagliaro. Desde ese momento la canción de Pagliaro navega por Internet de portal en portal, de página en página con el nombre de Paúl Eluard.


En el verano de mil novecientos setenta y uno conoce en la ciudad de Buenos Aires a Pablo Neruda, quien, desde su Isla Negra, lo había autorizado a musicalizar sus poemas. En una asamblea organizada por la Sociedad Argentina de Escritores, Gian Franco le canta al vate y a su compañera Matilde Urrutia ciertos poemas musicalizados: Desnuda eres tan simple… Farewell y El nuevo soneto a Helena. De ese encuentro nace un álbum prohibido por el gobierno militar de entonces y alabado por toda la crítica, actualmente transformado en un disco de culto: “Pequeña Antología Poética a Pablo Neruda”. El primer álbum dedicado plenamente al gran versista chileno y a sus obras.


Este disco contó con la singular cooperación en los arreglos musicales y en el piano de un músico de salvedad, Alberto Favero y de los mejores instrumentistas argentinos de la época: Pedazo Tirao en guitarra, Bernardo Baraj en saxo, José Bragato en cello, Antonio Yepes en percusión, Jorge Gonzales en violón, Guelfo Nalli en corno, Roberto di Filippo en oboe, Chachi Ferreira en flauta, Irene Sopezak en viola, Kirkiris Panagiotis y Fernando Favero en violines.


El nueve de diciembre del mismo año, mil novecientos setenta y uno nace su primera hija, Sonya Melisanda, un par de años después nace la segunda hija, Laura.


Durante la dictadura de Augusto Pinochet en Chile, en la Argentina se organizaban festivales contra Pinochet en todos y cada teatro, en todos y cada calle. Gian Franco recogió esas consignas, las ordenó, las musicalizó y nació Canción para Chile, grabada entonces por él y el conjunto musical Folk cuatro. Esta canción fue súper difundida de manera clandestina desde Moscú y Cuba y cantada en todos y cada uno de los actos de repudio al régimen militar de Pinochet. Los fondos colectados por la venta del disco fueron donados a la resistencia chilena trámite el Comachi, (Comisión de ayuda a Chile). Pagliaro fue naturalmente prohibido en Chile. 5 años después en la ciudad de Buenos Aires, mil novecientos setenta y ocho, Daniel Chanal, miembro de Folk cuatro, su mujer Verónica, el hermano de su mujer, la novia del hermano de su mujer, fueron secuestrados y desaparecidos.

Gian Franco en Soñar soñar.

Para mil novecientos setenta y cuatro Gian Franco es, pese a la censura, un cantautor de gran fama, triunfante y un referente y protagonista de la música argentina de esos años que se discutía entre lo comercial y el compromiso, entre la canción pasatista y la canción de queja.


Todos los navíos, Vas a venir con el mar, Las cosas que me distancian de ti, Yo te nombro, Amigos míos me enamoré, No te vayas entonces, Si me olvidas te olvido, La balada del boludo, son ciertos temas que le han dado fama y respeto. Artistas de variado géneros y estilos como Iva Zanicchi, Nacha Guevara, Leonardo Favio, Sandro, Enrique Guzmán, Héctor Cabrera, Jairo, Wilkins, Sergio Denis, Sanampay, Quilapayún, Los de Siempre y en todo momento, Savia Nueva, Carlos Torres Vila, Miguel Ángel Robles, La Mona Jiménez, Reincidentes, entre otros muchos, han grabado sus canciones.


En mil novecientos setenta y seis su amigo Leonardo Favio, lo persuade a grabar bajo sus órdenes y a la vera de Carlos Monzón, vencedor mundial de los medianos, “Soñar Soñar", considerada el día de hoy una película de culto. El filme de Favio se estrenó a lo largo del rechazo prácticamente unánime al peronismo de Isabel Perón y su ministro José López Rega a quien se le atribuye la creación de la Coalición Anticomunista Argentina (Triple A) y unos días tras el golpe militar del setenta y seis. Duró una semana en cartel.


El diez de mayo de mil novecientos setenta y siete, Laura, de 3 años y medio, la segunda hija de Pagliaro es internada en el Centro de salud de Pequeños por un simple cefalea. Le descubren un tumor benigno mas de bastante difícil acceso. Si bien se pudo remover, la pequeña no subsistió. Al poco tiempo por razones económicas y establecidos Pagliaro debe viajar a Venezuela. En Caracas es embestido por un vehículo. Recibió fracturas múltiples. Fue hospitalizado un par de meses y retornó a su casa en el mes de octubre de mil novecientos setenta y siete en silla de ruedas. El cuatro de septiembre de mil novecientos setenta y ocho nació la tercera hija, Carla Rosalía.

Gian Franco en uno de sus espectáculos.

Del setenta y seis al setenta y nueve Gian Franco Pagliaro, estuvo viajando, cantando, exiliándose y accidentándose por América. En mil novecientos setenta y seis un tema suyo Todos y cada uno de los navíos, grabado en mil novecientos setenta, es un éxito en América y continúa diecisiete semanas en los primeros puestos del ranking venezolano. Ese año graba una canción alegórica sobre el éxodo de los argentinos No te vayas entonces, y queja fuerte. En plena democracia ciertos le cuestionan a Pagliaro el gran éxito conseguido en mil novecientos setenta y nueve, a lo largo de la dictadura, con una canción de la cantautora de España, Cecilia. La canción, “ Un ramito de violetas”, empezó una nueva década de acontencimientos ininterrumpidos y giras por todo el continente americano que pervive hasta el momento y que preparó el terreno para el último enorme éxito de crítica y de público de Gian Franco Pagliaro: discos de poemas de su autoría y de sus versistas preferidos, dichos o bien declamados por él mismo.


Después de ciertos éxitos como Amigos míos me enamoré, No te vayas entonces, Si me olvidas te olvido, Este amor desorganizado, Todos y cada uno de los navíos todos y cada uno de los pájaros, La balada del boludo, Yo te nombro, El extranjero, el tradicional de Georges Moustaki, en mil novecientos noventa y ocho graba para Discos Fuentes de Colombia un álbum de poemas recitados: textos poéticos de su autoría, pensamientos inconfesables en voz alta, conforme sus palabras. En mil novecientos noventa y nueve, Amante mía, el primer álbum de poemas para la disquera colombiana se pone imprevistamente y a despecho del mercadeo, en la cima de las ventas transformándose, en el disco más vendido del año. Le prosiguieron Poemas ciudadanos y veinte Poemas de amor y desamor, con poesías de Pablo Neruda, Walt Whitman, Jaime Sabines, Oliverio Girondo, Fernando del Paso, Porfirio Barba Jacob, entre otros muchos. De nuevo Pagliaro triunfa a contramano: vende poesías, palabras, silencios y pausas, en el país de la Salsa y del vallenato, en la tierra de la cumbia y del baile. En la ciudad de Medellín agota las entradas en tres días. Recorre Cali, Manizales, Armenia, Pereira, Tuluá, Popayán, Barranquilla, Cartagena y por último Bogotá.






Está aquí: Inicio > [ ARGENTINA ] > ıllı Gian Franco Pagliaro wiki: info, historia y vídeos

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas