PATRIMONIO CULTURAL LATINO (2018-2019)

INFORMACIÓN SOBRE HISPANOAMÉRICA: CULTURA, HISTORIA, RECURSOS, TURISMO, CIUDADES Y NOTICIAS

Todo sobre Argentina y los Argentinos:

ıllı Actividades de la CIA en Argentina wiki: info, historia y vídeos


La información contenida en esta web debe ser considerada como información general, de carácter formativo, educativo o divulgativo, y no puede ser utilizada o interpretada como consejo o diagnótico médico, psicológico o de ningún otro tipo. Es posible que algunos datos mostrados no esten actualizados. Por ello, en caso de duda lo recomentable es consultar a un experto cualificado.


 


 



salud  Actividades de la CIA en Argentina 


Las actividades de la CIA en Argentina es la manera más frecuente en que se llama el conjunto de las operaciones enmascaradas producidas en Argentina por la Agencia Central de Inteligencia de los USA (CIA), efectuadas de manera continua con la intención de someter política, económica, social y culturalmente al Estado y la Nación Argentina. La más conocida y perdurable de estas fue el Plan Cóndor, el que fue aplicado por la agencia de Norteamérica a nivel regional en Sudamérica. En el tercer mes del año de dos mil trece se realizó el primer juicio que lo abarca; en este confluirán las 3 causas elevadas hasta el instante sobre el Plan Cóndor, que incluyen a ciento ochenta y ocho víctimas de origen argentino, uruguayo, paraguayo, brasileiro y chileno, que fueron secuestrados o bien detenidos en la Argentina.


En los E.U., el Poder ejecutivo, y la Comunidad de Inteligencia, son, por lo menos de entrada, sujetos al desatiendo de Congreso de E.U., ay y potencialmente a la revisión judicial. Hay barreras entre la inteligencia y la aplicación de la ley, en teoría impermeable en el caso de la Agencia Central de Inteligencia y la Agencia de Seguridad Nacional, y de manera cuidadosa controladas con la Brigada de investigación Delincuente. La Policía en una gran parte es descentralizada en el nivel estatal y local. Mientras que va a haber diferencias, sobre todo con un sistema parlamentario, la mayoría de los países europeos, de este modo asimismo como Australia, Canadá, y N. Zelanda, van a tener un juego realizable de mandos, con la mejora continuada.


Argentina, no obstante, históricamente no ha tenido semejantes mandos y la seguridad y los servicios de inteligencia continúan el día de hoy totalmente exentos de este principio.Dentro de esta labor retrasada, una de las cuestiones más problemáticas es el control del aparato de inteligencia. Esto es conflictivo no solo debido a su relación histórica con las dictaduras militares, mas asimismo por el hecho de que esto es una cuestión difícil en las democracias de manera regular establecidas.


Allí aún debe haber control externo, mas un mecanismo de control básico interno es la separación de la comunidad de inteligencia en agencias diferentes. Si bien esto pudiese reducir la eficiencia, esto suprime los riesgos de dominación y el monopolio por una agencia sola. La separación ha de ser acompañada por una delimitación clara de responsabilidades por cada agencia, procurando no solapar funciones en una. Un modo común de hacer esto es zambulléndose en las facultades y la jurisdicción en enfrentamientos externos y también internos.


Este género de control solo empieza a desarrollarse en Argentina, donde la comunidad de inteligencia de Argentina el día de hoy ha de ser entendida en un contexto histórico que incluye una experiencia reciente con el terrorismo de estado, en el que las fuerzas de inteligencia militares eran los autores primordiales de terror estatal. A lo largo de los años de dictadura, el papel primordial de las Fuerzas Armadas de Argentina cambió de forma tal que defendió al país de agresiones internas primordialmente, en lugar de insistir primordial en la defensa de agresiones externas.


Con la vuelta a la democracia muchos pasos fueron tomados para desmontar la herencia déspota y la cuestión del poder y la autonomía de las agencias de inteligencia entró en el discute público. La autonomía notable la que esta tenía de mandos constitucionales, legislativo o bien judicial, empezó a ser cuestionada y gradualmente empezó a ser invertida.


En cuanto al gobierno del país aceptó el poder, los miembros de las Juntas militares fueron enjuiciados y condenados por las crueldades que cometieron a lo largo de los años del Proceso de Reorganización Nacional como los impartidares de las órdenes y otros miembros menores de la opresión, cincuenta de militares estaban detenidos y condenados cuando el gobierno de Raúl Alfonsín entrego el mando en el mes de junio de mil novecientos ochenta y nueve. No obstante, fueron suspendidos los juicios a los miembros de baja graduación por la Ley de Obediencia debida y Punto Final que fueron compromiso de campaña de Raúl Alfonsín que entre otras muchas cosas disolvió el batallón seiscientos uno de inteligencia de ejército. Otras ideas incluyeron la cita de un civil como el jefe del estado de la Agencia de inteligencia y delimitación funcional de los componentes diferentes de la comunidad de inteligencia por el Derecho (ley) de Defensa Nacional y el Derecho(la ley) de Seguridad Interna /P>

Evaluación de la situación argentina en los años '90


Durante los años mil novecientos noventa fueron absueltos prácticamente trescientos militares y civiles implicados en terrorismo de estado y organizaciones político - militares. Argentina ensayó 2 de los ataques terroristas más grandes en su historia: el AMIA (la Asociación israelí) y los bombardeos a la Embajada israelí, que dejaron un total de más de 100 personas fallecidas. Hasta el día de hoy, los autores de los bombardeos son aún ignotos. La ineficiencia de los servicios de inteligencia es vista como la razón primordial de este descalabro institucional. En el mes de agosto de dos mil, el jefe del estado la Agencia de inteligencia, Fernando de Santibañes, fue acusado de abonar sobornos a miembros del Senado de la oposición en el Congreso para decretar una ley de trabajo. El escándalo creó una crisis institucional en Argentina. El jefe de la agencia y múltiples miembros del Senado dimitieron el mes pasado. Además de esto, el vicepresidente Carlos Chacho Álvarez asimismo dimitió como un acto de queja, en tanto que pensaba que el Poder ejecutivo no condenaba ni condenaría activamente el episodio. Un Juez Federal aún estudia el caso actualmente.


El sistema argentino está, en ciertos aspectos, más descentralizado, y, desde otro punto de vista más descentralizado que la comunidad de inteligencia de los USA. No hay equivalente con el Directivo de la CIA, mas hay un Centro de Inteligencia Nacional (CNI) que tiene una coordinación más que el papel de dirección.La CNI, de entrada, es responsable del análisis mediano y largo plazo, mientras que la Segregaría de Inteligencia Estatal (SIDE) es quien se encarga de la inteligencia estratégica en un corto plazo.


La SIDE padeció cambios primordiales en el mes de enero de dos mil. Primero, el jefe de la agencia, Fernando de Santibañes, fue despedido como otros mil empleados. Muchos de los agentes despedidos fueron relacionados con la dictadura militar de los años mil novecientos setenta, con las historias de extorsión, el rapto, la tortura, desapariciones y asesinatos. Un juego nuevo de prioridades fue establecido: más bien que enfocan a una amenaza de subversión interna y externa, el foco nuevo está basado sobre " el tráfico ilegal, la corrupción, el crimen de oficina, el terrorismo, el lavado de dinero, el crimen organizado, y la formulación de política estratégica en áreas diferentes para el Presidente".


En el contexto argentino, "las fuerzas de seguridad" son fuerzas medias entre fuerzas de policía (provinciales y federales) y las fuerzas armadas. Ellos son ordenados, por la Dirección Nacional de Inteligencia Interna, localizados en el Ministerio de Temas Interiores. De todas formas son organizaciones nacionales, sin la policía descentralizada: la Prefectura Naval, Guarda civil Nacional, Fuerza Federal de Policía, y Fuerzas Locales y también Policía.


La CIA empieza a adiestrar a las Fuerzas Armadas, primordialmente al Ejército Argentino y a los policías del país.


Una junta militar tomó el mando, y suspendió la constitución, el Congreso fue disuelto, impusieron la censura rigurosa, y prohibieron todos y cada uno de los partidos. Además de esto, esto emprendió una campaña de terror contra elementos izquierdistas en el país. Miles y miles de partidarios de oposición izquierdistas fueron perseguidos, ilegalmente presos, torturados y ejecutados sin anterior enjuiciamiento. Muchos de ellos desaparecieron y jamás más fueron vistos por sus familias. La dictadura militar duró hasta mil novecientos ochenta y tres, cuando elecciones democráticas fueron ganadas por Raúl Alfonsín, de la (UCR) y este fue nombrado Presidente del país. Entre mil novecientos setenta y cinco y mil novecientos ochenta y tres Argentina atravesó un periodo en el que era muy frágil a que se cometiesen delitos y excesos, que podrían haber implicado fuerzas extranjeras.


Observación de la situación de los Derechos Humanos en Argentina por la organización Human Rights Watch:


Los E.U. no denunciaron explícitamente la naturaleza sistemática de los abusos hasta el momento en que Jimmy Carter aceptara la presidencia, en el mes de enero de mil novecientos setenta y siete.


"En el mes de septiembre de mil novecientos setenta y ocho, una vez que el Vicepresidente Walter Mondale se halló con Jorge Videla en la ciudad de Roma así como Raúl Castro difundió que "el General Viola me recibió riendo extensamente y también de manera inmediata me ofreció la observación, que pensó que el encuentro en la ciudad de Roma había ido realmente bien ... a Viola meridianamente señalaba que había recibido ciertas señales positivas del USG refiriéndose a la liberación de FMS .


Un telegrama de mil novecientos setenta y nueve revela como la política estadounidense puesto a funcionarios estadounidenses en un embrollo ética y político mientras que negociaban con aquellos responsables de crueldades y violaciones a los derechos humanos. En una asamblea con el General Viola, y después con Raul Castro a quién le solicitó ayuda para aclarar el destino de 2 insurgentes recientes Montoneros desaparecidos, Mendizabal y Croatto. Viola respondió sin la vacilación, " Mendizabal y Croatto eran terroristas ... quienes fueron eliminados ... con mi autorización".


HRW afirmó que el tiempo de los derechos humanos cambió radicalmente con la elección de Presidente Ronald Reagan. En el mes de febrero de mil novecientos ochenta y uno, la Administración ordenó a representantes decir: "a las instituciones financieras internacionales dejar de oponerse a préstamos en lo que se refiere a derechos humanos en Argentina y otros países de Cono Sur. Esto empezó una batalla de certificación larga en el Congreso para reasumir ventas militares, préstamos, y programas de entrenamiento a Argentina, argumentando que las condiciones de derechos humanos dramáticamente se habían mejorado. Era auténtico que las "desapariciones" habían disminuido, mas más de mil presos políticos aún eran sostenidos sin garantía y proseguían desaparecidos. Además de esto las detenciones arbitrarias, y la tortura seguían".


En junio de mil novecientos ochenta y tres, la organización no gubernativo Américas Watch visitó Honduras y declaró en su informe que "el General Gustavo Álvarez Martínez, el jefe del personal militar hondureño, en público ha protegido el uso del procedimiento argentino de enfrentar a la amenaza subversiva en Latinoamérica. Realmente, Álvarez es quien se encarga de haber traído a Honduras a los primeros instructores militares argentinos, cuando era el comandante de la Fuerza de Seguridad Pública (Fusep .


En el caso de Forti v. Suárez Mason (mil novecientos ochenta y siete), extraditado de Estados Unidos y preso en mil novecientos ochenta y ocho, el Tribunal mantuvo que los torturadores fuesen hostis humani generis, y de este modo se hallan sujetos a la jurisdicción de cualquier país, todavía cuando los actos no hubiesen ocurrido en aquel país y los partidos no sean ciudadanos de aquel país.


Más lejos, un comandante podría ser obligado a torturar por otros subordinados, como en la doctrina de responsabilidad de mando. " El demandado en suma mas uno de los casos era Gral Carlos Guillermo Suárez Mason, cuya presencia furtiva en U.S.A. tuvo lugar tras ordenar la muerte de múltiples de sus víctimas. Como el comandante del Primer Cuerpo De ejército, Suárez Mason participó en la preparación del golpe de mil novecientos setenta y seis, inspeccionó las operaciones de destacamentos de fuerzas, y era en último término responsable de la existencia de los campos de detención secretos en zonas densamente pobladas que entendían Buenos Aires y sus suburbios, La Plata, Mar del Plata, y otras urbes". Martínez Baca v. Mason (mil novecientos ochenta y ocho) emplearon el precedente Filartiga.


En Amerada Hess Shipping Corp. (mil novecientos ochenta y nueve) el Tribunal estadounidense Supremo se pronunció en favor de un navío que había sido atacado por el aeroplano argentino a lo largo de la Guerra de las Malvinas. Si bien no era un caso de derechos humanos explícito, esto sumó al cuerpo de ley de jurisdicción sobre sucesos extraterritoriales. V de Ouiros de Rapaport. Suárez Mason, (mil novecientos ochenta y nueve), seguido en los pasos de Filartiga.


Fecha ignota, precedente a 1992


El "tratamiento comprensivo" mostró otra cara de la política estadounidense cara Argentina en este tiempo. Suárez Mason trató con determinadas autoridades estadounidenses como Oliver North, un empleado del Consejo Nacional de Seguridad quien de manera frecuente actuó con independencia de la Agencia Central de Inteligencia, si bien arreglara órdenes para la agencia. North fue reportado por haber arreglado un visado falso a fin de que Suárez Mason ingrese en los U.S.A.. North había estado hablando con Suárez Mason del establecimiento posible de una fuerza de contrarrevoluciónpanamericana; una oferta que había surgido de la colaboración en curso entre la Agencia Central de Inteligencia y los militares argentinos, entre los que Suárez Mason era un actor esencial.


Siderman de Blake: La república de Argentina (mil novecientos noventa y dos) otra vez utilizó el precedente en Filartiga.


La CIA propaga un informe en el que asevera que la Argentina se halla en una "frágil coyuntura económica" y que la crisis económica internacional actual podría impactar con fuerza en el país, corriendo peligro la estabilidad del mismo. Poco tras propagarse este informe, el por entonces directivo de la CIA, León Panetta, solicitó excusas a la presidente Cristina Fernández de Kirchner particularmente (y a la Nación por lo general) a través del embajador argentino en USA, Héctor Timerman, por haber mentado en una rueda de prensa a la Argentina como uno de los países cuya estabilidad corría peligro debido a la crisis económica mundial.






Está aquí: Inicio > [ ARGENTINA ] > ıllı Actividades de la CIA en Argentina wiki: info, historia y vídeos

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas